kits de bienvenida: ¿Funcionan? ¿Qué debo regalar?

kits de bienvenida: ¿Funcionan? ¿Qué debo regalar?

Cuando hablamos de regalos de empresa y merchandising hay un concepto que tiene una relación muy estrecha: los kits de bienvenida también conocidos como welcome packs o kits onboarding son un obsequio que suele consistir en una caja, bolsa o cualquier otro envoltorio que contiene varios artículos esenciales para la persona que ha empezado su relación con la compañía, bien sea cliente o empleado.

A pesar de que se suele asociar este término a los miembros del equipo, igualmente los propios clientes pueden recibir uno. Por ejemplo, cuando te apuntas a una universidad o a cualquier academia y recibes carpeta, bolígrafo y libreta para tomar apuntes. Muchas son las posibilidades y a continuación, vamos a explicar una cuantas para que puedas tener toda la información que te permita crear unos kits de regalo perfectos.

 

 ¿Qué productos suele contener un kit de bienvenida?

Jarros y vasos: Café, té, agua… Es muy habitual el tener el propio recipiente en la oficina e, incluso, en el hogar (más si la persona está teletrabajando) ya que así se puede tomar la bebida preferida por la mañana, tarde o cuando se desee. Por tanto, Los jarros personalizados son casi una obligación dentro de los regalos de bienvenida, sea para dar a la propia persona de forma individual o para tener disponible a modo general, dependiendo de si se desea únicamente poner el logo corporativo o, también, el nombre del miembro a quien va a ser entregada.

Bolígrafos: Un clásico que podemos ver en todo tipo de empresas ya que escribir a mano es algo fundamental. Tanto si es para hacer anotaciones en un cuaderno o para hacer un apunte en una nota adhesiva, los bolígrafos publicitarios los encontraremos como parte del merchandising en casi cualquier compañía. Tanto si es a nivel de eventos como si es durante la actividad habitual, todos hemos recibido más de una vez un esfero personalizado con un logotipo.

Libretas: Unido a lo anterior y muy útil en casi cualquier contexto, las libretas corporativas nos acompañan siempre en nuestro día a día. A pesar de que los avances tecnológicos han hecho que escribamos casi siempre en nuestro ordenador, enviemos e-mails y gestionemos documentos on-line, los cuadernos no desaparecerán debido a su practicidad tanto a nivel de escritura rápida como de acceso fácil para consulta. Por tanto, si lo juntamos con el anterior será un acierto seguro, sobre todo si va a ir destinado a los empleados.

Mochilas: Un poco menos común, pero siendo una herramienta publicitaria muy útil, las mochilas personalizadas son un regalo de empresa muy apreciado. A nivel de usabilidad aporta un complemento extra para utilizar a diario o en ocasiones concretas como pueden ser excursiones o eventos. Sin embargo, en términos de propaganda aporta mucha visibilidad de la marca ya que serán muchas las personas que verán el logotipo en el tren, bus, desplazamientos a pie… Más adelante incidiremos en la diferencia sobre entregarlas a trabajadores o clientes, pero, en cualquier caso, son perfectas para todo tipo de ocasiones.

Tomatodos: Relacionado con los jarros, pero pudiendo ser complementario nos encontramos con los tomatodos personalizables. Estos, permiten manejar una capacidad superior respecto a los jarros, motivo por el cual se suelen rellenar de agua. Es decir, no solo estaremos contando con un objeto corporativo de uso frecuente, sino que, además, se evitarán los envases desechables, reduciendo la utilización de plásticos innecesarios y facilitando un menor impacto en el medio ambiente.

Estas son nuestras recomendaciones sobre kits de bienvenida, pero, evidentemente, lo ideal es siempre adaptarse al perfil de la persona que vaya a recibirlo. Otras opciones igualmente válidas son: parlantes, audífonos, lanyards, pendrives, paraguas o llaveros.

 

 

 Ventajas de regalar un pack de bienvenida

Es barato: Una de las grandes ventajas de los regalos publicitarios es que se adaptan a todo tipo de presupuestos. Es posible hacer kits a un bajo coste (sobre todo si se va a contar con una gran cantidad de los mismos) o, por otro lado, hacer conjuntos corporativos más exclusivos. Todo dependerá de cuál sea el destinatario y el «mensaje» que se desee transmitir con el obsequio.

Percepción positiva de la compañía: Al recibir un regalo tenemos una mejor valoración sobre aquel que nos lo ha entregado. En el caso del merchandising existirá este sentimiento de agradecimiento por la entidad que nos hace un obsequio sin estar obligado a ello. De esta forma, se puede dar a entender que la compañía cuida tanto a sus clientes como a sus trabajadores.

Sentimiento de pertenencia: Al contar con merchandising personalizado con el logotipo de la marca queda esa sensación de que estás más cerca de la misma. Se cuenta con un producto único que va acorde a la imagen de la misma. Puede ser válido tanto para clientes como para empleados ya que, tanto si eres un trabajador como si te has hecho socio, tienes un pack que identifica tu relación.

Herramienta de publicidad: Como ya se ha comentado en el caso de las mochilas y las mascarillas, el hecho de llevar algunos de estos objetos en los trayectos diarios o en un evento, por ejemplo, hará que el resto de personas vean la empresa perteneciente al producto. Por tanto y dependiendo del diseño final y de las preferencias del usuario, generará cierto interés para conocer más acerca de la misma.

 

¿Quieres crear tu propio kit de bienvenida? ¡Cuéntanos tu idea!

Estas han sido nuestras recomendaciones para que hagas el kit de bienvenida perfecto. Independientemente de quién sea tu destinatario, asegúrate de que crear algo atractivo, útil y plenamente identificado con tu marca. Por otro lado, aprovechamos la ocasión para invitarte a que veas estos regalos para fidelizar clientes, de manera que puedas integrar los detalles promocionales en toda tu estrategia comunicativa.

¿Has recibido algún kit alguna vez? ¿Qué contenía? 


has been added to your cart:
Pagar
error: